Con casi 2.000 millones de usuarios, Facebook es la red social más popular del mundo. Con todo, los usuarios no usan la aplicación solo para saber estar en contacto con sus amigos. Entre los muchos usos asociados, muchos usuarios de Facebook intentan mantenerse informado de lo que hacen sus parejas y, aun más, sus ex-parejas.

Ante esta evidencia, la Dra. Tara C. Marshall se preguntó ¿es saludable “espiar” a tus ex-pareja de este modo? Veamos que concluyó.

De acuerdo con la investigación realizada por la Dra. Marshall y publicada en Cyberpsychology, Behavior, and Social Networking, dos de las razones más citadas para el uso de Facebook son el mantenerse en contacto con otros y monitorizar de forma clandestina sus actividades.

En otras palabras, espiarles o como indica la autora, mantenerlos “bajo vigilancia”. Esto no es solo con los amigos en Facebook sino que los usuarios también usan el servició para monitorizar a sus parejas. Así mismo, estudios recientes indican que entre el 50% y el 66% de los usuarios, vigilan a sus ex-parejas mediante Facebook.

Lo cierto es que se ha probado que el contacto “offline” post-ruptura contribuye a una reparación emocional más lenta, tristeza e insatisfacción. Por otro lado, permanecer como contactos de Facebook crea un vínculo menos fuerte, infrecuente, no recíproco y casual que, sin embargo, permite la obtención de información a la que de otro modo no se tendría acceso.

La Dra. Marshall hipotetizó que este tipo de contacto dificultaría el distanciamiento emocional y, por tanto, sería un impedimento para la mejoría emocional del sujeto.

Mediante un cuestionario realizado a 464 personas, en que se median tanto las variables relacionadas con Facebook, como las variables de personalidad, de tipo relacional, de autoestima,… la Dra. Marshall concluyó que:

“[…] la exposición a través de Facebook a una ex-pareja inhibe la recuperación y crecimiento post-ruptura, incluso si descartamos la exposición offline y los rasgos de personalidad y relacionales […] La monitorización de la ex-pareja está asociada a una mayor ansiedad, emociones negativas, deseo sexual y nostalgia por la ex-pareja, y menor crecimiento personal.

Las conclusiones de la Dra. Marshall indican que “[…] evitar la exposición a una ex-pareja, tanto online como offline, puede ser el mejor remedio para sanar un corazón roto.

Así, pese a que la tecnología facilita la tentación innata por saber que esta haciendo la otra persona, seguramente ello solo prolongue la mejoría emocional del sujeto, y dilate la aparición de nuevas oportunidades para retomar su vida sentimental con otras personas.

¡Así que ya sabéis, nada de hacer de detectives privados por Facebook!


Fuente con Licencia CC3.0: Idou Psicología – ¿Es sano espiar a tu ex-pareja en Facebook? por Idou Psicología.

Artículos relacionados